Tratamos ahora una de las fases más importante de la natación y del OET Method. Antes de comenzar tenemos que dejar claro que la trayectoria de la mano en la tracción no es rectilínea, dibuja una curva de fuera-adentro-afuera tal y como nos hizo ver Counsilman (1995). Nosotros intentamos comunicar en nuestros entrenamientos que la tracción hay que intentar hacerla recta y es mejor no decir que hay que describir varias curvas  ya que hemos visto que provoca en el alumno errores.

Tracción en crol

Recorrido de la mano en la tracción. Tomado de Colwin (2002)

El más importante que se comete es la tracción lateral (brazo cruzando en exceso hacia fuera durante la tracción), y la tracción medial (brazo cruzando en exceso hacia dentro durante la tracción), ambos fallos te harán deslizar menos ya sea por una desalineación o por una perdida de propulsión. Para comprenderlo con un ejemplo, imaginaros que vais en piragua y comenzáis a remar solo por el lado izquierdo, os iréis a la izquierda, y si quiero ir a la derecha remaré por la derecha, para remar por un solo lado sin torcerte deberías remar un poco hacia fuera y eso te haría perder efectividad porque la fuerza no la haces en la misma dirección del avance. Por lo tanto no es muy buena idea sacar los brazos hacia afuera en la tracción ya que si haces la tracción en la misma dirección del avance te desalineará ladeándote de un lado a otro y si adaptas la dirección de la tracción para ir recto perderás propulsión.

La trayectoria curvilínea que hacen los grandes nadadores al dar la brazada no es exagerada y no se sale de la linea media en demasía, esta tracción es propulsiva ya que favorece el cambio de ángulo de propulsión de la mano en el plano frontal y no causa problemas de alineación, el problema es cuando sacamos la mano demasiado afuera o adentro.

No hace falta pensar en hacer esta trayectoria, simplemente piensa en llevar tu mano de delante a atrás coordinándolo con el giro del tronco y la interacción con el agua y tus propias palancas articulares te harán hacer ese movimiento curvilíneo en la tracción.

Saludos a todos,

Carlos Martín Caro

 

Bibliografía

M, C. Cecil. (2002). Breakthrough Swimming. Human Kinetics.

Counsilman, J. E. (1995). La natación. Editorial Hispano Europea, S.A.